¿Cómo afecta la economía española al r...

Las entidades financieras otorgan préstam...

Gestión comercial en la nube...

Los mejores momentos del año para comprar...

Posibles fuentes de financiación para PYM...

Publicidad

El efecto de la bajada de los precios en el empobrecimiento de la población

De forma generalizada, siempre hablamos de la inflación, de los problemas que trae y de las consecuencias que supondría una subida de precios. Pero nunca nos preocupamos de la deflación, pues una bajada de precios supone poder comprar más cosas porque están más baratas. Pero lo cierto es, que no es tan sencillo ni tan bonito. Además de ser lo contrario a la inflación, supone otras muchas cosas añadidas que intentaremos explicar.

deflación

Según el diccionario, la deflación es una bajada generaliza de los precios, debido a una depresión económica o a otros causas. Así, a simple vista, parece una simple bajada de precios que a todos nos vendría bien. Pero lo realmente preocupante, es la espiral de la deflación.

  • Los precios cada vez son más bajos. Los consumidores compramos más.
  • Las empresas ganan mucho menos, porque los productos se venden muy baratos.
  • Las empresas tienen que reducir costes para compensar. ¿ Y de qué reducen? A los trabajadores.
  • Los que se quedan sin empleo gastan menos
  • Con esto las empresas, tienen que atraer más clientes bajando aún más los precios.
  • Los precios vuelven a bajar, y volvemos al primer punto.

Si no se interviene en esta economía, los precios seguirán bajando. Hasta llegar a una situación de desempleo y un patón de la economía.

Pongamos un ejemplo práctico.

Tenemos 2.000 euros guardados. Después de 3 meses, ese dinero serán 2.050 euros. A los 6 meses serán 2.100. Con esta subida me refiero al poder de compra, no a que se dupliquen los billetes por sí mismos. Conclusión: los consumidores gastan poco, porque saben que dentro de pocos meses, el mismo producto estará más barato.

Este mismo caso, ocurre en las empresas. Ya que las materias primas valen cada vez menos, por tanto los gastos de fabricación también más bajos. Pero en este caso, los sueldos no bajan tanto. Una bajada de sueldo, siempre se ve mal. Pero ante una deflación del 3% por ejemplo, y una bajada de los precios del 2%, la situación no es tan mala cómo si de inflación se tratara, pues si hay un 3% de inflación y suben los sueldos un 2%, pierdes poder adquisitivo.

El problema es que estos efectos no son muy visibles para nadie a la hora de bajar el sueldo.

¿Cómo se arregla esta situación?

La deflación puede ocurrir por varios motivos. Un incremento de la demanda de dinero, un incremento de oferta de bienes, una reducción de la oferta de dinero y una reducción de la demanda de bienes. A partir de aquí los bancos centrales van a subir los tipos de interés, los bancos caen, la gente no paga las hipotecas y los créditos se endurecen.  Se presta menos dinero, y se gasta menos. Y ya tenemos la deflación.

deflación2

Para poder hacer algo, los bancos centrales deben bajar los tipos, así crecerá la oferta de crédito. Es decir con la inflación se combate la deflación. Pero aquí hay que tener cuidado, ya que los tipos de interés pueden subir, pero nunca bajar más de cero. Si los tipos están muy cerca de cero, el banco central poco puede hacer.  Es la conocida trampa de la liquidez. Esto es lo que general las grandes depresiones.

La única solución es que el banco central inyecte dinero a la economía con gastos muy altos. Así podrá crear empleo de nuevo e ingresos. Esto creará seguridad y la gente volverá a gastar y el dinero estará de vuelta en la economía.

Fuente: Euribor.com

Quizás te interesa:

Categoría: FR

About the Author ()

Deja un comentario

Publicidad

Financialred TV

Diccionario económico-financiero

Introduce el término de búsqueda

Logo FinancialRed