El consumo sigue al alza en España, el ah...

¿Cómo afecta la economía española al r...

Las entidades financieras otorgan préstam...

Gestión comercial en la nube...

Los mejores momentos del año para comprar...

Publicidad

¿Trabajar o no en el extranjero? Claves para decidir con éxito

En los últimos años, los designios europeos son imperativos nacionales, rebajar nuestro déficit, acometer más recortes, ajustar nuestra política económica, pero sí en algo España se desmarca del resto de la Unión es en tasa de desempleo.  En concreto, un 26,2% nuestro, frente al 11,7% de desempleo medio en toda la zona euro en octubre de 2012, que evidentemente elevamos nosotros.

Poco más reducida, la tasa que presenta el conjunto de la Unión, con un 10,7%. Ambos porcentajes reflejan una subida de una décima respecto al mes anterior, pero evidencian un incremento significativo respecto al año 2011, según a publicado la oficina estadística de la UE, Eurostat.

Y como no podía ser de otra forma, nuestro país a la cabeza de desempleados (26,2%), seguido de Grecia (25,4%).  Así que aquellos que pensaba que pronto veríamos la luz a esta crisis especialmente dañina para los trabajadores, no descarten la opción de marcharse a otros países europeos dónde la situación laboral este mejor.

Aunque cojan estos datos con cautela, la situación allí es mejor si la comparamos con la nuestra, pero tampoco da señales de recuperación, y también se ha producido un aumento del paro en toda la Unión.

Pero si aún así,  estas dispuesto a coger la maleta, apunta estos países entre tus posibles destinos y toma nota de los datos que revela Eurostat de cuales son los que presentan  tasas de desempleo más bajas: Austría (4,3%), Luxemburgo (5,1%), Alemania (5,4%) y Países Bajos (5,5%).

En estas cifras, los jóvenes son los más afectados por el desempleo, pues en octubre su la tasa de paro juvenil aumentó hasta  alcanzar el 23, 4% en el conjunto de la Unión y el 23,9% en los países de la zona euro, lo que nos deja un aumento cercano al 2% en cada una de ellos, respecto al mismo mes de 2011. Y que más que decir tiene, los jóvenes españoles aún lo tienen peor dado que las perspectivas de que la situación cambie no parecen ser muy halagüeñas.

Hemos comenzado dando cifras, pero lo cierto es que no hace falta más que escuchar en la calle, o mirar a nuestro alrededor para conocer de alguien que ha emigrado o tiene pensado hacerlo. En la mayoría de los casos, se trata de jóvenes altamente cualificados incapaces de encontrar un trabajo en España, los que cada vez se animan más a emigrar.

En muchas ocasiones no conocen el idioma, pero la experiencia de sus iguales, los recortes, el encarecimiento de la vida, la frustración por no encontrar trabajo, les plantea todos los días la posibilidad de marcharse. Marcharse no es una aventura, sino una necesidad para muchos y una búsqueda que cada vez más emprenden.

Decidido, me marcho a trabajar a Europa

La decisión puede ser impulsiva, pero lo que debes hacer antes de marcharte debe ser meditado. No todos encuentran trabajo y muchos se encuentran sorpresas a su llegada.

En primer lugar, debes realizar todos los trámites burocráticos necesarios antes de marcharte.  Debes informarte bien sobre la situación laboral del país al que pretendes ir, así como seleccionar los puestos de trabajo a los que realmente tienes posibilidades de acceder.  A través de la Red Eures y de las embajadas del país de destino, podrás conseguir toda la información y resolver las dudas que se te planteen antes del viaje.

La verdad sea dicha, y la mayoría de las veces, y sobre todo cuando no se domina el idioma, los españoles deben hacer trabajos muy por debajo de su cualificación y formación, aunque esto también se puede enfocar desde un óptica positiva, al considerar que al menos se está aprendiendo el idioma y  que es un paso previo para el acceso a un empleo mejor. Aún así, esto hay que tenerlo en cuenta si te vas sin un contrato desde España.

Salir en busca de un trabajo no es tan sencillo como nos venden en ocasiones, pues son muchos los que finalmente no encuentran el trabajo adecuado, especialmente, los que no dominan el idioma, y sobretodo en países como Austría, Alemanía o Paises Bajos dónde dominar el Alemán es cada vez más imprescindible.

 

 

Categoría: Portada, Trabajo

Sara de la Torre

About the Author ()

Periodista en la redacción de FinancialRed

Comentarioss (4)

Trackback URL | Comments RSS Feed

Enlaces recibidos

  1. Decisiones como la patente europea, pueden ser una discriminación para el españolFinancialRed | FinancialRed | 21/12/2012
  2. Una comparativa europea a través del salario mínimoFinancialRed | FinancialRed | 02/04/2013
  1. JUAN GUERRERO RODRIGUEZ dice:

    me gustaría saber cual es el salario medio mínimo interprofecional en la comunidad Europea.

  2. FinancialRed FinancialRed dice:

    Hola Juanjo,

    No existe un salario mínimo común en Europa

Deja un comentario

Publicidad

Financialred TV

Diccionario económico-financiero

Introduce el término de búsqueda

Logo FinancialRed